Uber se reinventa con el fin de subsistir durante la cuarentena

Martes, 30 de junio de 2020

Mediante la misma tecnología que permite la utilización de medios de transporte vinculados con un conductor, se logra avanzar en un servicio de envíos que permite suavizar el impacto negativo que tuvo la cuarentena sobre la aplicación de transportes.

La base de esta tecnología se basa en conectar a quienes necesitan enviar o recibir artículos con un intermediario que realice las transacciones. Complementario a esto, Uber ofrece Flash para enviar o recibir objetos y Medics y Essential para trasladar a trabajadores esenciales o de la salud.

Estaba asegurado que los conductores no iban a poder realizar traslados en el marco de los controles y las restricciones durante la pandemia. Si bien existe una crisis en el sector, también creció una necesidad que pudo mitigar el impacto negativo. Cuando se restringe las salidas al exterior, surge la necesidad de enviar cosas o de hacer compras y mandarlas a tal destinatario. En esta necesidad se basó la aplicación de Uber.

Uber creó comités de crisis en las regiones donde posee vehículos con el fin de conectar las decisiones en función al transcurso de la pandemia. Al principio los pedidos se centraban en bienes esenciales o básicos, tales como medicamentos, recetas, tapabocas, etc. Posteriormente se empezó a pedir implementos para hacer deporte en casa, maquinas para cortarse el pelo, sillas de oficinas, teclados, cámaras web y artículos escolares.

Si bien se disminuyó el movimiento de usuarios que tenía la app, se estima que 115.000 usuarios ya utilizaron Uber Flash. De estos usuarios, el 70% lo hizo para mandar un artículo a un cercano y el 20% para enviar una compra a un cliente. De estos usuarios, el 55% lo utilizaron para recibir un articulo también la utilizaron para mandar o buscar un producto comprado, y el 22% para recibir un envío. La idea es que se pueda seguir en tiempo real el recorrido del paquete que el chofer lleva en cada envío.

Siguiendo con las estadísticas, los viernes y sábados son los días de mayor trafico y el horario de mayor demanda es de 16 a 21 horas. El pico de solicitudes de envíos fue el Día del Padre, aumentando un 400% con respecto a la semana pasada, representándose en 6.000 personas utilizando Flash. El viaje más largo fue de 168 kilómetros y los viajes realizados fueron de un promedio de 9 kilómetros de distancia y 20 minutos de duración.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *